ESTADOS

Vivir en silencio: Pedrito necesita implante para escuchar y hablar

El niño fue diagnosticado con sordera en ambos oídos, por lo que no escucha ni habla; sus padres piden ayuda, una cirugía millonaria es su única esperanza

  • Ángel Cortés Romero
  • 12/09/2021
  • 20:30 hrs
  • Escuchar
Vivir en silencio: Pedrito necesita implante para escuchar y hablar
Piden apoyo para los tratamientos. (Foto: Cortesía)

Los padres de Pedro Hadiel, un menor de edad a quien los médicos le detectaron sordera en ambos oídos, ponen todas sus esperanzas en que una cirugía ayude a que su hijo articule sus primeras palabras a casi cuatro años de su nacimiento.

Hace un año, Pedrito, como lo llaman de cariño sus padres, fue diagnosticado con hipoacusia bilateral profunda, una enfermedad que le impide oír, por lo que tampoco habla, solo grita algunas veces para comunicarse.

De acuerdo con Hadiel Contreras Marcial, su hijo necesita un implante coclear, un dispositivo electrónico que ayuda escuchar y desarrollar el habla a personas que, al igual que Pedrito, son sordas o tienen dificultades auditivas. 

El implante coclear es un dispositivo diferente a un audífono auxiliar, por lo que se necesita una cirugía para colocarlo dentro del hueso que rodea al oído, sin embargo, la operación tiene un costo de un millón 100 mil pesos que los padres del menor no pueden pagar.

"Si él no tiene esa cirugía, prácticamente no podría hablar, no se comunicaría con nosotros de esa manera", dijo el padre.

El salario de Hadiel Contreras, quien trabaja en el campo y vive junto con su esposa Jessica del Carmen Azamar Mixtega y Pedrito en Comoapan, una comunidad de San Andrés Tuxtla, es insuficiente para juntar de a poco la cantidad necesaria para operar a su hijo.

Antes de que Pedrito cumpliera tres años, sus padres se dieron cuenta de que el niño no pronunciaba palabras ni oía cuando le hablaban o cuando había ruido a su alrededor, por lo que, preocupados, decidieron acudir con un médico.

Desde que fue detectado con hipoacusia bilateral profunda o sordera en ambos oídos, Pedrito es traslado cada 15 días desde San Andrés Tuxtla hasta el puerto de Veracruz para que tome terapias en el Centro de Rehabilitación Infantil de Veracruz (Criver).

En el Criver recibe ayuda gracias a un audífono auxiliar que sus padres le compraron para que comenzara a percibir algunos, sin embargo, los médicos especialistas que lo atienden de manera particular hacen hincapié en la necesidad de que reciba el implante coclear antes de los cinco años.

A PEDRITO SE LE AGOTA EL TIEMPO

Según el diagnóstico de los médicos, a Pedrito se le acaba el tiempo para que el implante coclear lo ayude a escuchar y desarrollar el habla sin problemas neuronales, por lo que debe recibirlo antes de que cumpla cinco años.

Aunque Pedrito puede recibir el implante coclear después de los cinco años, su cerebro ya habrá madurado, por lo que aprenderá a hablar lentamente y quedará con problemas de lenguaje. De ahí, la urgencia de los médicos para que se someta a cirugía cuanto antes.

 

Los problemas auditivos de Pedrito no son aislados, ya que el Censo de Población y Vivienda 2020 del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEG)) indica que en México viven 20 millones 838 mil 108 personas con algún tipo de discapacidad.

De esa cifra, el 24.4 tiene dificultad para escuchar y el 10.7 por ciento para hablar o comunicarse; esto es, poco más de siete de millones de personas que habitan en el país tienen problemas auditivos o de lenguaje.

AÚN CON AYUDA, PADRES NO ALCANZAN A PAGAR CIRUGÍA

La organización Gracias Por Escucharnos que dirige María Eugenia Ascencio está dispuesta a pagar el 50 por ciento de la cirugía que Pedrito necesita para recibir el implante coclear, pero ni así sus padres pueden pagar el resto.

Jessica y Hadiel deben juntar 600 mil pesos para completar el otro 50 por ciento de la operación que su hijo necesita antes de que cumpla cinco años, por lo que desde hace cuatro meses piden apoyo a empresas y a la ciudadanía para recaudar fondos.

Ahora mismo los pocos recursos que recaudaron en este tiempo volvieron a cero, pues compraron un dispositivo auxiliar de 23 mil pesos para que su hijo comenzara a percibir algunos sonidos y dejara de gritar para comunicarse con ellos.

Los padres buscan tener un acercamiento con autoridades para externar el caso de Pedrito, pues aseguraron que en el pasado proceso electoral se acercaron a diversos candidatos y, aunque prometieron ayudarlos, nunca recibieron nada.

Jessica y Hadiel se acercaron al equipo de la alcaldesa electa de San Andrés Tuxtla, María Elena Solana Calzada, mejor conocida en el municipio como "La Doctora Remedios", a quien piden que los escuche.

También buscan un acercamiento con el actual alcalde de San Andrés Tuxtla, Octavio Pérez Garay, el diputado local por el distrito de Los Tuxtlas, Juan Javier Gómez Cazarín, y el diputado local electo, Rafael Fararoni Magaña. 

Las personas que deseen hacer donaciones a la causa de Pedrito pueden comunicarse 2941975565, a la cuenta de Facebook "Jessica Azamar" o realizar depósitos directamente a la tarjeta número 4152 3135 1692 6842 Bancomer a nombre de Jessica del Carmen Azamar Mixtega.

Con lágrimas y la voz entrecortada por el sentimiento, Jessica relató la desesperación que sufren como padres intentando comunicarse en vano con Pedrito. Junto con su esposo Hadiel, tiene la esperanza de que el caso de Pedrito sea escuchado.


am