ESTADOS

Pandemia y cuesta de enero ahogan a comerciantes y amas de casa

La pandemia dañó la economía de comerciantes y amas de casa, mientras la cuesta de enero es otro de los factores que agravan su situación

  • Inés Tabal G.
  • 08/01/2021
  • 20:58 hrs
  • Escuchar
Pandemia y cuesta de enero ahogan a comerciantes y amas de casa
Amas de casa y comerciantes se ven dañados por la combinación de los efectos causados por la pandemia de Covid-19 y la cuesta de enero.

Victoria y Margarita recorren todos los días el Mercado Unidad Veracruzana buscando los precios más accesibles en los productos de la canasta básica para poder preparar la comida del día. Ambas son amas de casa que padecen el aumento de algunos insumos por la cuesta de enero, que vino acompañada de la pandemia.

Productos como el pollo, carne de res, cerdo, leche y gas, por mencionar algunos, elevaron sus precios al doble, aseguraron las dos mujeres.

 

Mientras Victoria carga una bolsa llena del mandado del día, dice que por fortuna las frutas y verduras se mantuvieron estables, algunas bajaron su precio, como el tomate o cebolla, pero de igual manera "son unas por otras", comenta resignada.

"Hago rendir el dinero y compro en lo económico, pero ahí vamos (...) el arroz antes lo comprábamos en 17 pesos el kilo, ahorita está en 22, 25 hasta 30 pesos ha llegado", comentó Victoria.

El cambio en los precios no fue lo único que le afectó, pues el covid hizo que dejara de trabajar por dos meses. Ella limpiaba casas y a inicios de la pandemia se quedó sin empleo, ya que las personas que la contrataban dejaron de hacerlo por miedo a contagiarse.

Esto la llevó a poner un negocio de tacos junto con su familia, para poder sobrellevar la crisis y la falta de empleo.

Del otro la del mercado, Margarita camina apresurada junto con su esposo, quien la ayuda con las compras. Cada día gasta cerca de 100 pesos en las cosas que necesita para realizar la comida de dos personas.

"Un pollo entero está en 140 (pesos), anteriormente estaba en 90", dice sorprendida, ya que al igual que Victoria tuvo que buscar productos más económicos o, en su defecto, reducir el gasto.

Esos 100 pesos que utiliza le alcanzan para comprar un poco de verduras y casi el cuarto de pollo o cualquier otro insumo que no rebase su presupuesto. Pese a que trató de gastar lo menos posible durante la época decembrina, los precios de algunos productos no la dejaron, asegura.

Comerciantes, los otros afectados

"Nunca habíamos vivido una cuesta de enero con pandemia, ni con menos gente, ni con menos dinero. Gente que compraba 10 kilos de carne hoy compra tres, porque no les alcanza", dijo Edel, carnicero del Mercado Unidad Veracruzana.

Los comerciantes, en especial los que se dedican a la venta de carnes fueron los más afectados, derivado del incremento de su mercancía, la cual aseguran se elevó hasta el doble, aunado a la poca gente que visitó el mercado por causa de las medidas sanitarias.

La falta de trabajo y la pérdida de empleo fueron factores que ocasionaron la caída de sus ventas, aseguran.

"No hay venta, hay muy poca gente y el pollo está en alza de precio. Ha incrementado como 25 por ciento, el año pasado estuvo como en 30 el kilo y ahorita está en 35", aseguró Iris comerciante.

Pese a que en los primeros días de enero tuvieron una mejoría en sus ventas, en la actualidad volvieron a decaer, así como en Navidad y año nuevo, donde se supone logran obtener mayores ganancias, aunque solo percibieron la mitad de los ingresos que en épocas anteriores.

Cuesta de enero podría alargarse por pandemia: Economista

Aunque cada año las personas están acostumbradas a este periodo donde se dificulta la economía de las familias, derivado de los gastos que se realizaron en las épocas decembrinas, el economista y catedrático de la Universidad Veracruzana, Jorge Acosta Cázares, aseguró que cada año la crisis se alarga más.

"Esta cuesta se ha expandido hasta los meses de abril, mayo (...) con la pandemia muchas empresas tuvieron que cerrar (...) esto provocó desempleo, gran parte de la población se quedó sin ingresos, tanto la población que trabaja en lo informal y formal. Si en condiciones normales el dinero no alcanza ahora que hay menos la crisis se agrava", dijo.

Añadió que el futuro de la económica mexicana para este 2021 es incierto, puesto que todo dependerá de cómo se controle la pandemia con la vacuna, que permitirá que más negocios abran en el país y así la economía de cientos de familias y comercios logren recuperarse a finales del año.

ac