ESTADOS

Funcionario jalonea y amaga con golpear a niño vendedor

El ayuntamiento de Coatzacoalcos informó que separo del cargo a Fernando Vidal Segovia, debido a las agresiones en contra de dos menores que vendían dulces

  • RODRIGO BARRANCO DÉCTOR
  • 13/07/2017
  • 00:00 hrs
  • Escuchar
Funcionario jalonea y amaga con golpear a niño vendedor
En las imágenes se aprecia como Vidal Segovia arrebata la mercancía a uno de los pequeños. Foto de YouTube

VERACRUZ, Veracruz . El Director de Comercio del Ayuntamiento de Coatzacoalcos, al sur del estado de Veracruz, Fernando Vidal Segovia, jaloneó, amagó con golpear y arrebató dulces para tirarlos a un niño que, al parecer, vendía golosinas en la vía pública. 

Un habitante de la colonia Pensiones, de esa ciudad, grabó desde su automóvil el momento exacto en que el funcionario municipal llega al crucero y arremete en contra del menor de manera violenta, tanto que estuvo a punto de darle una bofetada. 

El ayuntamiento de Coatzacoalcos informó que separaba del cargo, de manera definitiva, a Fernando Vidal, debido esas acciones, difundidas en redes sociales

Se sabe que dos menores trabajaban vendiendo paletas, chicles y palanquetas en la avenida Universidad, sin embargo, fueron amagados por el director de Comercio que pasaba por el lugar y decidió bajarse para impedirles que siguieran haciéndolo. 

Un automovilista, que circulaba en ese momento, decidió grabar el momento sin saber que el funcionario era el directivo del área, mucho menos la forma violenta con la que actuaría. 

En las imágenes se aprecia como Vidal Segovia arrebata la mercancía a uno de los pequeños, mientras que otro deambula de un lado a otro llorando por lo que pasaba. 

Al momento del decomiso, el mayor de los menores intentó oponer resistencia y gritó por ayuda a los vecinos diciendo que el funcionario le estaba robando. 

Esto –al parecer- irritó al director quien jaloneó y empujó en varias ocasiones al niño, incluso, en el momento más álgido alzó la mano con la intención de darle una bofetada. 

La agresión terminó cuando una mujer llegó hasta el sitio para interceder por los pequeños, el servidor público soltó a la víctima, pero le propina varias amenazas antes de irse. 



kach