ESTADOS

Entre contaminación y ampliación del puerto, así viven pescadores

Pescadores de Playa Norte aseguran que desde que inició la ampliación del puerto la producción bajó por causa de la construcción de escolleras y contaminantes

  • Inés Tabal G.
  • 17/11/2021
  • 20:54 hrs
  • Escuchar
Entre contaminación y ampliación del puerto, así viven pescadores
Algunos aseguran que los contaminantes los afectan físicamente. (Foto: Cortesía)

Gerardo Contreras camina por un sendero donde antes había playa y el mar cubría gran parte del sitio, ahora la grava y enormes bloques de cemento tapan la vista de lo que una vez fue Playa Norte, ahora se encuentra la ampliación del puerto de Veracruz.

Una escollera de más de tres metros de altura rodea todo el perímetro donde ellos pescaban. 

El Espejo, como le llaman al lugar donde guardan sus lanchas, es el único sitio donde pueden lanzar sus redes y donde aseguran la nueva Administración del Sistema Portuario Nacional  (ASIPONA) quiere bloquear sin llegar a un acuerdo con ellos.

"Esta área era muy productiva, cuando había mal tiempo salíamos aquí enfrente, aquí donde está el muelle a esperar que pegara el norte, cuando empezaba a soplar todavía lo aguantaba un poquito, ya cuando empezaba arreciar salíamos corriendo al refugio, pero nos traíamos 2 mil, 3 mil pesos en medio día, hoy en día todo eso se ha ensolvado con ese muelle que hicieron, no hay pesca", dice Gerardo Contreras.

Gerardo empezó en el oficio de la pesca desde los ocho años, recuerda que en el área donde está parado llegaban pescadores de distintas comunidades de Alvarado. En ese lugar capturaban pulpos, robalo, sargo, lisa, jurel y mojarra.

"A la edad de ocho años venía y agarraba pescado con los pescadores y hacía vasitos de 25 y 50 centavos para llevar a mi jefa y después fui pescador rodando cabos", contó.

A sus 70 años todavía sale a pescar, aunque ya no logra capturar la misma cantidad. Con la ampliación del puerto la producción bajó, los arrecifes fueron remplazados por los rompeolas que están a lo largo del mar.

"Ya no hay área de trabajo, los arrecifes la mayoría los sepultaron con el muelle nuevo, ya nomas nos quedan dos pedacitos de arrecife y somos muchos pescadores pa poca área (sic), nosotros tenemos que trabajar en la albañilería porque ya no nos da", dice Carlos Aguirre, otro de los pescadores afectados.

Él lleva toda su vida trabajando como pescador, más de 25 años, asegura que desde la ampliación del puerto y con la llegada de las embarcaciones ya no es posible contar con la pesca.  

Por lo que tienen que dedicarse a otros oficios para sobrevivir, aunque para los pescadores adultos mayores se les dificulta encontrar otro trabajo.

Debido a esto, el día 16 de noviembre realizaron una manifestación en el bulevar portuario que lleva a la Fortaleza de San Juan de Ulúa, donde exigieron a la ASIPONA, una indemnización por las afectaciones a sus actividades después de la ampliación.

Los pescadores argumentaron que esta indemnización fue firmada bajo minutas en el 2015 por la Administración Portuaria Integral de Veracruz S.A. de V.C. (Apiver).

"Cuando iniciaron y tiraron la primer piedra, llegó Leaños (gerente de ingeniería de Apiver) habló con todos los pescadores y palaperos, nos dijo que hasta el último palapero y pescador iba a ser indemnizado por daños y perjuicios, pero que no nos preocupáramos", señaló Carlos.

Contaminación daña producción y a pescadores

Según los pescadores existen descargas de aguas negras que provienen de la zona portuaria y que llegan al mar, lo que causó infecciones en la piel de los pescadores, además de mortandad en especies.

Ángel Contreras Vázquez, presidente de la Cooperativa Escollera Playa Norte, asegura que se vierte contaminante que vienen de puerto.

"Siguen botando químicos al mar, cuando lavan los tanques o bodegas, no sé que sean toda esa sustancia viene al mar", asegura Ángel Contreras.

Señala que ya en ocasiones anteriores reportaron estas anomalías a los entonces directivos de Apiver, pero siguen haciendo caso omiso.

Ante esto, el jefe de Inspección y Vigilancia de la Procuraduría Estatal de Medio Ambiente (PMA), Gaspar Monteagudo Hernández, dijo no tener ninguna denuncia por descargas de aguas negras o contaminante en la zona.

Mientras que Grupo MAS aseguró que, en lo que ellos respecta, la planta de tratamiento de aguas negras de la zona norte está funcionando correctamente, por lo que se deslindan de cualquier contaminante del sitio.

De igual manera quedaron en verificar si las aguas negras que provienen de Apiver son tratadas o no en la planta norte.  

Hace un año la PMA inició una investigación en contra de los extitulares de la Administración Portuaria Integral de Veracruz (Apiver), por presunto daño ambiental.

Esto por un basurero a cielo abierto que originó que se acumulara lixiviados (residuos de la basura) que terminaron en el lecho marino.

A casi siete años  los pescadores siguen adaptándose a  los cambios que impuso la ampliación del  puerto de Veracruz,  así como seguirán manifestándose para exigir una indemnización, aseguró Ángel Contreras.