ESTADOS

Con 80 años, Clemente rellena baches en la ciudad para sobrevivir

Clemente es albañil, pero por la pandemia se ha quedado sin trabajo por lo que sale a rellenar baches y esperar por la generosidad de las personas

  • VÍCTOR M. TORIZ
  • 31/07/2020
  • 18:59 hrs
  • Escuchar
Con 80 años, Clemente rellena baches en la ciudad para sobrevivir

Clemente usa una carretilla abollada y una pala vieja para acarrear tierra con la que va llenando los baches que se forman en la avenida Dos Bahías del fraccionamiento Lomas de Río Medio, en la zona norte de la ciudad de Veracruz.

A sus 80 años de edad es la única forma que encontró para mantenerse en medio de la pandemia de covid-19, que desde finales de marzo lo dejó sin trabajo y sin ningún ingreso económico.

Su oficio es la albañilería, pero debido a la parálisis de las actividades no existe ninguna obra en donde pueda ser contratado. A pesar de tener familiares él vive solo y no recibe ningún tipo de pensión o remesa.

Diariamente camina en las colonias y fraccionamientos de la zona norte de la ciudad para llenar de tierra los baches que se forman en las calles, a cambio de unas monedas que algunos automovilistas agradecidos le dan.

"Vengo todos los días a charolear y con eso saco para comer, soy albañil, pero ahorita no me dan trabajo"

Clemente vive en el lote 1 de la manzana 1 de la colonia 16 de Septiembre, cerca del Hospital General de Tarimoya, en una zona popular con calles sin pavimento y en medio de carencias.

Para llegar al cruce de la avenida Río Medio y Dos Bahías, donde se encuentra al momento de la entrevista, caminó cinco kilómetros arrastrando la carretilla y la pala, en medio del intenso sol y la temperatura de 37 grados centígrados que se sienten en el puerto de Veracruz.

Teme al coronavirus, pero afirma que debe salir a trabajar para tener comida en su casa, nadie depende de él, sus hijos hace muchos años que se fueron de su casa y los ve solo esporádicamente.

Por su edad se encuentra descrito por autoridades de la Secretaría de Salud como un integrante de los grupos de riesgo para padecer los síntomas severos del covid-19; para protegerse trae un cubrebocas que debido al sofocante clima se retira en varias ocasiones.

VERACRUZ EL MUNICIPIO CON MÁS COVID Y ADULTOS MAYORES

La ciudad de Veracruz encabeza la lista de municipios con más casos confirmados y muertes por covid-19 en todo el estado de Veracruz; hasta el último reporte de la Secretaría de Salud registraba 4, 998 contagios y 655 defunciones.

Al mismo tiempo, el puerto jarocho es la zona urbana con más adultos mayores en todo el estado de Veracruz, población que se considera de alto riesgo porque es más susceptible al contagio del virus SARS-CoV2 y a que los síntomas del covid-19 se intensifiquen, de acuerdo con lo descrito por autoridades del sector salud.

Según datos más recientes del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en el 2010 la población adulta de más de 60 años en Veracruz ascendía 798 mil 557 habitantes, siendo la tercera con población adulta mayor.

De esta cantidad 373 mil 655 eran hombre y 424 mil 902 mujeres, ya para el año 2015 el Consejo Estatal de Población (COESPO) indicaba que la población incrementó a 933 mil 980 adultos mayores.

Actualmente el estado cuenta con una población de 981 mil 011 personas de 60 y más, la población masculina haciende a los 455 mil 458 y con una población femenina de 525 mil 553 personas adultas mayores. Siendo los municipios de Veracruz, Xalapa y Coatzacoalcos con mayor población femenina.

Mientras que el municipio porteño alberga a 73 mil 582 habitantes, representando el 12.06 por ciento de la población de adultos mayores, siendo este municipio el primer lugar del estado en cifras absolutas.

En tanto, los datos del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) en el 2018 estimaba que 467 mil 300 adultos mayores vivían en situación de pobreza.

Este segmento de la población es descrito por autoridades de salud como uno de los más vulnerables en caso de contagio por covid-19, por lo que se mantienen restricciones para su movilidad en la vía pública, aunque en la realidad existen casos como el de Clemente, que no tienen la posibilidad de quedarse en casa.

ygr